10.3.10

La Oposición hizo lo opuesto




Se esperaba que Mercedes Marcó del Pont, la presidente del Banco Central de la República Argentina (BCRA), se hiciera presente en el Senado para que contar su posición frente al uso de reservas para pagar deudas.

Hoy, la titular del BCRA se presentó ante el requerimiento de la Comisión de Acuerdos y se mostró abierta a dar las explicaciones del caso ante quienes deben definir su puesto en la entidad.



Lo cierto es que la Oposición, que tanto quería tener a Marcó del Pont, no quiso hacerle ningún tipo de preguntas. Algo llamativo porque minutos después Gerardo Morales cuestionó que la funcionaria no hablara de las cosas que ellos pretendian escuchar. Todos los que seguíamos lo que pasaba a través de los canales de noticias pensamos en voz alta: ¿por qué no le preguntaron ustedes?

La Oposición está haciendo las cosas al revés. Porque si pretenden diferenciarse del oficialismo debieran ser los primeros en escuchar a los otros, máxime cuando se está jugando el cargo de Marcó del Pont. O, en última instancia, si no quieren aceptar los pliegos para ratificarla en el cargo al menos hubieran preguntado y después sí rechazarla. Pero así actúan de la misma forma que lo que critican sistemáticamente.

Te dejo, además, un fragmento de la conferencia que Marcó del Pont brindó un rato después de retirarse de la Comisión.



Como dice Mirtha Legrand: "Así, no". Si quieren ser Oposición en serio haganlo con responsabilidad y a la altura de la República que, dicen, quieren reivindicar. Porque así son más de lo mismo.

Lo que el pajarito le dijo a Rocasalvo y lo que ella le respondió




Ya son famosas las andanzas del pajarito rompecocos de Bendita que recorre las cabezas de varios personajes. Anoche fue el turno de Susana Rocasalvo:



Pero esta es la primera vez en el personaje le responde al pajarito. La Roca no se enojo del todo pero algunas cositas no le gustaron y así lo hizo saber:



No te enojes, Susana.

Locos hay en todos lados




Siempre mencionamos la cantidad de personajes raros pululan a la par de los programas que llevan a gente común para que cuenten sus vidas. Así es como nos acordamos de Anabela Ascar -que es la referente en la tele de hoy- mientras que si nos vamos un poco más atrás en el tiempo vendrán a nuestra memoria Sin vueltas, Hablemos claro, Hablemos con Lía, Causa Común, Amor y Moria, Entre Moria y vos y -aunque rozaba con el humor- La Corte.

Todos estos programas llevaban a la pantalla chica problemáticas y casos de gente que buscaba una ayuda o un espacio donde canalizar sus sufrimientos. Pero esto no es algo que solamente se de en nuestra televisión.

Dando vueltas por el cable nos encontramos con Dr. Phil, un talk show conducido por el psicólogo clínico Phil McGraw. Allí concurrió un "señor" que mantiene relaciones sexuales con chicas de 15 y 17 años y por las cuales no siente ningún tipo de culpa ya que son ellas quienes lo provocan.

Dice que fue a verlo a Phill porque es adicto al sexo y nadie lo quiere ayudar. Eso sí, se va a entregar a la policía.



¿Está bien que la televisión sea el ámbito donde se traten esos casos? Excepto para conocerle la cara y saber que ese es un abusador ¿para qué otra cosa sirve su presencia ahí?

¿Qué le pasó a Tenembaum con los K?




Ya mencionamos acá la charla que Ernesto Tenembaum mantuvo con Nelson Castro a raíz de la reciente aparición de su libro ¿Qué les pasó? y que levantó bastante polvadera no sólo en el ámbito político sino en periodistico también.

Por eso fue que en Le doy mi palabra, el programa de Alfredo Lecuo que comparte con Pepe Eliaschev y José Antonio Díaz, quisieron saber qué le pasó a él con los Kirchner, qué cosas hicieron que se sitiera atraído por la propuesta y qué cosas hicieron que se sintiera defraudado.

También lo consultaron por los dichos que Víctor Hugo Morales tuvo para con él asegurando que lo que le pasó a Tenembaum fue que trabaja para el Grupo Clarín y lo que antes veía bien ahora lo ve mal. Ante esto, el periodista de Palabras + Palabras - dijo que muchos también nos preguntamos qué le pasó a Victor Hugo al tiempo que consideró ofensivos sus palabras y le recomendó decírmelo en la cara, tomando un café, porque esas cosas no se dicen cuando la otra persona no esta presente.



¿No creés que es sensata la postura de Tenembaum? ¿O coincidís con Víctor Hugo? En todo caso ¿está mal sentirse identificado con un Gobierno y después cambiar de opinión ante las cosas malas que pasan?

¡Gracias, Beto!




Vaya mi profundo agradecimiento a Beto Casella porque anoche, desde Bendita, hizo referencia a La Tele que miramos y recomendó su visita.

¡Gracias, Beto, por tenernos en cuenta y por tus gentiles palabras para con nuestro humilde trabajo!